Turismo de Sol y Playa en Cuba

CATEGORÍAS

Turismo de Sol y Playa en Cuba

Blancas Arenas, turquesas aguas y verdes palmeras, composición de colores perfectos. Los Balnearios de Cuba muestran que el paraíso no es imaginación ni promesa. Está ahí, en algunos casos cerca de la ciudad, en el mar de las Antillas.

Aguas cálidas y arenas frías. Las playas de Cuba tienen la comodidad de una ciudad y las bondades de la naturaleza. Los Balnearios como Varadero, Guardalavaca, Esmeralda, Santa María del Mar, Santa Lucía, Ancón, los Cayos Coco, Guillermo, Largo del Sur, Santa María, Las Brujas y Levisa, gozan de sol todo el año. Su ubicación, en el mar del mayor de las Antillas, hace que las temperaturas de sus aguas varíen entre 24º y 29º C. Agradable para todo el que disfruta de los baños de playa.
Si lo deseado es practicar algún deporte acuático, las islas cubanas ofrecen múltiples servicios. Desde paseos por todo el litoral hasta equipos profesionales. Podrás conocer de la fauna marina y de la práctica submarina.

En las noches estas costas se visten de sabor y ritmo. Cabañas de hoja de plátanos, un cóctel afrodisíaco y una contagiante salsa confirman el sabor caribeño de sus centros nocturnos. Saltos precisos y rítmicos. Mirada sabrosa y alegre, los cubanos demuestran que son únicos bailando el ritmo salsa y ofrecen a los turistas pequeñas clases al paso.

En los Balnearios de Cuba hay diversos lugares para divertirse. Naturaleza, deportes acuáticos, gastronomía, playas y diversión te están esperando.

 

Vea nuestra promoción para AGOSTO:  http://www.travelww.com.ar/paquete/paquete-turistico-varadero-cayo-sta-maria-y-habana

 

Principales Balnearios en Cuba

Varadero (Océano Atlántico):
Considerada no solo una de las mejores playas de Cuba sino de todo el Caribe, sorprendiendo con sus 20 kilómetros de arenas blancas y aguas turquesas, envueltas en mantos de exuberante vegetación que cubren un paraíso acuático, manteniendo la constante de un sol radiante a lo largo de todo el año.

Elegir cuál es la mejor playa de Varadero es una labor difícil, dado que más de cincuenta hoteles guardan joyas de playas privadas, sin embargo, si se busca algo excepcional, la mejor idea es dirigirse a Playa Coral cercana a Matanzas, cuya barrera coralina es accesible a simple nado, apreciándose hasta 20 metros de profundidad, entre más de 30 especies coralinas y una extraordinaria fauna marina de peces multicolores y exóticos moluscos.

Cayo Guillermo (Océano Atlántico):
Parte del paradisiaco conjunto de cayos conocido como archipiélago Sabana-Camagüey o Jardines del Rey, un sitio de idílicos paisajes de vegetación tropical, aves exóticas, arrecifes de coral, arenas blancas y aguas turquesas.

Entre sus playas posiblemente la más hermosa es Playa Pilar, una playa prácticamente virgen protegida por una inmensa duna de arena, con aguas cálidas y tranquilas, que a simple vista permiten apreciar cardúmenes de peces multicolores, estrellas de mar y abundancia de corales.

Cayo Coco (Océano Atlántico):
También parte del archipiélago Jardines del Rey, una isla de exóticos paisajes similares a Cayo Guillermo, diferenciándose de éste por contar con un mayor desarrollo turístico, albergando numerosos hoteles de primera categoría, lagos artificiales y una amplia oferta recreativa.

Sus 22 kilómetros de playas se caracterizan por aguas transparentes que varían tonalidades, infinitos arrecifes de coral donde sumergirse en más de 20 puntos de inmersión y extensas franjas de arenas blancas interrumpidas por rocas y acantilados. Entre sus playas más famosas figuran Las Coloradas, Playa Larga, El Paso y Playa Flamencos.

Cayo Santa María (Océano Atlántico):
Otra de las joyas del archipiélago Jardines del Rey, accesible fácilmente a través de una carretera construida sobre el mar, característico por su paisaje de canales entre cayos, bosques de manglares y paradisiacas playas rodeadas de cocoteras, cuyas aguas de baja profundidad permiten sumergirse entre un universo de corales y peces multicolores.

Sumado a la belleza de sus 10 kilómetros de playa, son posibles de apreciar en sus entornos grandes colonias de flamencos y otras aves, como también desplazarse navegando a los otros idílicos cayos de sus proximidades.

Playa Ancón (Mar Caribe):
Conocida como una de las mejores playas de Cuba en el sur, brillando por sus cerca de 30 puntos de buceo, característicos por la abundancia de corales y centenarias embarcaciones de piratas y corsarios que yacen sumergidas bajo sus aguas.

Complementan su belleza, extensas arenas blancas, aguas que varían tonalidades azuladas y verdosas junto a enormes cocoteras que llegan al pie de la playa misma. A solo 10 kilómetros la ciudad de Trinidad merece una visita, una joya de arquitecturas coloniales declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Playa Santa Lucía (Océano Atlántico):
Paradisiaca playa situada al sur del Canal Viejo de Bahamas, conocida como un verdadero acuario natural, por la tranquilidad y calidez de sus aguas, que permiten fácilmente sumergirse entre la gigantesca barrera coralina que se extiende por gran parte del archipiélago cubano.

Arenas doradas que se extienden por 20 kilómetros, un exuberante paisaje de cocoteras, puntos de buceo y los cercanos cayos Sabinal, Romano, Cruz y Guajaba, donde habita la principal colonia de flamencos rosados del Caribe, terminan por complementar los atractivos de esta playa.

Cayo Largo del Sur (Mar Caribe):
Pequeña isla caribeña parte del Archipiélago de los Canarreos, hogar de paradisiacos entornos de vegetación tropical, arrecifes de coral y un fondo marino de impresionante biodiversidad.

Su principal atracción son sus 20 kilómetros de arenas blancas y aguas turquesas, donde se mezclan playas de sofisticada infraestructura hotelera con escondidas playas vírgenes, paraíso para naturistas quienes practican el topless y el nudismo entre la soledad de sus paisajes. Entre sus mejores playas figuran la casi virgen Playa Tortuga, la turística Playa Sirena alineada por hoteles all inclusive y la curiosa playa de Cayo Iguana al norte del Cayo Largo, donde disfrutar del sol junto a coloridas iguanas.

Guardalavaca (Océano Atlántico):
Guardalavaca es la playa más famosa del territorio holguinero. Solo en ella se pueden encontrar al mismo tiempo una vegetación espesa, playas de arenas blancas y aguas color esmeralda.

En el arrecife de corales (a 900 m de la orilla) habitan ejemplares de la fauna y la flora más diversa, por esta razón este lugar constituye un sitio de obligatoria visita para los amantes del buceo. Si eres de los que prefiere familiarizarse con la historia y la cultura locales, no te preocupes, encontrarás también objetivos de interés para satisfacer tu curiosidad.

Playa Esmeralda (Océano Atlántico):
Ubicada también en la provincia Holguín, es considerada la playa más hermosa de esta provincia. Una zona característica por sus lagunas, exuberante vegetación y hermosos paisajes marinos surgidos de la inmensa barrera coralina del norte del archipiélago cubano.

La playa con 1 kilómetro de extensión y forma de media luna, fascina con sus aguas cristalinas turquesas y arrecifes de coral, siendo un verdadero paraíso para el buceo o para simplemente disfrutar del sol en sus suaves arenas blancas.

Cayo Levisa (Océano Atlántico):
Una de las mejores playas de Cuba si se busca algo menos masificado y alejado de las grandes cadenas hoteleras, siendo solo accesible a través de embarcaciones que salen de la costa norte de Pinar del Río, ofreciendo excursiones por el día, aun cuando no deja de ser posible pernoctar en el lugar en las sencillas habitaciones disponibles.

En el lugar es posible de disfrutar del silencio y soledad que permiten su bajo desarrollo turístico, entre 2500 metros de arenas y aguas cristalinas, donde es posible practicar buceo y snokerling entre la inmensa barrera coralina del archipiélago cubano, siendo característica de la zona una inmensa cantidad de estrellas de mar.

Playa Guanabo (Océano Atlántico):
Parte del conjunto de playas de Cuba conocidas como Playas del Este, una zona sumamente visitada por los cubanos por su cercanía con La Habana.

Si bien cuenta con arenas doradas rodeadas de cocoteras y un mar fantástico para el baño, su mayor atractivo es la personalidad misma del lugar, un pintoresco pueblo pesquero que da muestra de la más verdadera esencia cubana con numerosos bares para disfrutar de copas con lugareños y casas particulares que se arriendan a turistas a bajos costos.